INFORMACIÓN IMPORTANTE

La información médica en este sitio está proporcionada como recurso informativo solamente y no debe ser usada con fines de diagnóstico o tratamiento.

Esta información no debe utilizarse como material educativo para el paciente, no establece relación de paciente a médico, y no debe usarse como substituto para diagnóstico y tratamiento profesional.

La consulta de este blog nunca puede sustituir a una consulta médica


Este blog está dedicado principalmente a la Fibromialgia, Síndrome de Fatiga Crónica, Sensibilidad Química Múltiple, enfermedades autoinmunes, reumáticas, dolor crónico y otras. También información sobre medicinas integrativas y alimentación saludable. "Siempre a nivel informativo".

18 jul. 2008

En el mundo padece dolor crónico una de cada cinco personas: OMS

La mayoría, sin un tratamiento adecuado a su enfermedad

En el mundo, una de cada cinco personas vive con dolor crónico. Estudios de la Organización Mundial de la Salud (OMS) revelan que 47 por ciento de los pacientes con sufrimiento físico no es tratado; 63 por ciento no ha logrado identificar qué terapia o tratamiento le sienta mejor, mientras que 78 por ciento desconoce los riesgos o beneficios de los fármacos que existen para disminuir molestias.

Ante el reto que representa para los sistemas de salud la atención del dolor, Imelda Rodríguez Ortiz, especialista de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), alertó en un comunicado que los altos costos de las medicinas y el desconocimiento de nuevas técnicas limitan el acceso de los pacientes a alternativas para mitigar los efectos dolorosos de diversos padecimientos.

Destacó que pese a que existe gran avance en el desarrollo de medicamentos y tecnologías para controlar el dolor, el “desconocimiento, prejuicios y altos costos restringen su utilidad social, aseguró la académica de la Facultad de Estudios Superiores Zaragoza.

Al tratar el tema de los médicos generales, la experta detalló que menos de la mitad refieren familiaridad con las guías para tratar el dolor. Por ello, en ocasiones pacientes y facultativos le temen más a los efectos de la sedación o a la adicción a sustancias, que al malestar mismo.

Explicó que en diversas ocasiones médico y paciente esperan que sea insoportable el dolor para justificar un fármaco o solicitar una intervención quirúrgica. Es como aguardar una señal de alerta, para que se reconozca la cualidad objetiva.

Si esta acción no se resuelve en la práctica médica, alertó Rodríguez, se corre el riesgo de transitar por “los caminos del miedo, la resignación o, en el mejor de los casos, de conformarse con el consejo, la magia o la oración”.

Ello provoca, agregó, que se busque cobijo en medicinas alternativas, como acupuntura, herbolaria, hipnosis y terapias con flores, aromas o metales, entre otras.

No hay comentarios: