INFORMACIÓN IMPORTANTE

La información médica en este sitio está proporcionada como recurso informativo solamente y no debe ser usada con fines de diagnóstico o tratamiento.

Esta información no debe utilizarse como material educativo para el paciente, no establece relación de paciente a médico, y no debe usarse como substituto para diagnóstico y tratamiento profesional.

La consulta de este blog nunca puede sustituir a una consulta médica


Este blog está dedicado principalmente a la Fibromialgia, Síndrome de Fatiga Crónica, Sensibilidad Química Múltiple, enfermedades autoinmunes, reumáticas, dolor crónico y otras. También información sobre medicinas integrativas y alimentación saludable. "Siempre a nivel informativo".

28 sept. 2008

Los enfermos de fibromialgia exigen una regularización nacional

La enfermedad crónica, que en algunas de las regiones ni si quiera es diagnósticada, tiene entre sus principales síntomas el dolor generalizado, el cansancio y la somnolencia

JOSÉ CEPEDA / CIUDAD REAL
La presidenta de la coordinadora de fibromialgia, María del Mar Arruti, exigió ayer, en el marco de las jornadas que se celebraron durante el viernes y el sábado en homenaje al reumatólo Javier Paulino, una «regularición nacional en cuanto al diagnóstico de esta dolencia». Como si de una enfermedad 'política' se tratase, la fibromialgia no está regulada de la misma manera dependiendo de la Comunidad Autónoma, hasta el punto de que en varias de ellas ni si quiera se reconoce como tal.

Se trata ésta, según palabras de Arruti, de una enfermedad que tiene mucho de controvertida, «cuyos síntomas principales son el dolor generalizado, el cansancio y el sueño». Lo cierto es que en muchos de los sistemas sanitarios regionales se niegan a diagnosticarla como tal y desvían al enfermo a la unidad de psiquiatría del centro hospitalario en cuestión, aseguraba la presidenta del colectivo.

Bajo el título Fibromialgia: La enfermedad silente, Arruti pronunció un discurso crítico respecto al tratamiento que reciben los enfermos. «Existe un desconocimiento generalizado por parte de los propios médicos. Para conseguir el diagnóstico, el paciente tiene que sufrir un auténtico peregrinaje que puede durar años. A mí me costó 30 años, pero a día de hoy todavía se tardan 5 ó 6 años, lo que supone un gran desgaste tanto físico como psicológico de la persona en cuestión».

Según Arruti, exceptuando comunidades autónomas que están a la vanguardia en esta enfermedad, en muchas otras los enfermos sufren un «trato vejatorio y humillante», siendo desviados por los médicos a la unidad de psiquiatría «sin que allí sepan muy bien qué hacer con ellos».

En este sentido, Antonio Herreda, presidente de la Coalición de Ciudadanos de Enfermedades Crónicas, afirmó que «es denigrante que en un país se haga uso de la descentralización sanitaria no para acercar al ciudadano sino para separar y hacernos diferentes en uno lugares y en otros».

Herrada amenazaba, además, con denunciar al Ministerio de Sanidad si el próximo martes no hay una solución respecto a este problema. «Hay gente que piensa que vivimos en un país federal como Alemania, pero incluso en éstos, materias como la Educación o la Sanidad están centralizadas. Si esta situación no se arregla, el martes habrá una denuncia sobre la mesa del ministro».

En su turno de palabra, una integrante de la asociación de fibromialgia de Villarrobledo, defendió que es imprescindible que en este tipo de foros también participaran los políticos, ya que «cuando nosotros estamos dicen una cosa y cuando no, dicen otra bien diferente. La asociacionista criticó que el problema no es que haya buenos o malos médicos, sino que los políticos no es dejan trabajar como es debido. «Parece que somos un incordio», concluyó.

No hay comentarios: