INFORMACIÓN IMPORTANTE

La información médica en este sitio está proporcionada como recurso informativo solamente y no debe ser usada con fines de diagnóstico o tratamiento.

Esta información no debe utilizarse como material educativo para el paciente, no establece relación de paciente a médico, y no debe usarse como substituto para diagnóstico y tratamiento profesional.

La consulta de este blog nunca puede sustituir a una consulta médica


Este blog está dedicado principalmente a la Fibromialgia, Síndrome de Fatiga Crónica, Sensibilidad Química Múltiple, enfermedades autoinmunes, reumáticas, dolor crónico y otras. También información sobre medicinas integrativas y alimentación saludable. "Siempre a nivel informativo".

19 dic. 2007

Cannabis: la cantidad "es clave".

Se conocen los beneficios terapéuticos de la marihuana para aliviar el dolor y algunos países permiten su uso con propósitos medicinales. Un nuevo estudio, sin embargo, afirma que en grandes cantidades esta droga puede aumentar, en vez de reducir el dolor.

Según la investigación, publicada en la revista especializada Anesthesiology, "la cantidad es fundamental" en el uso de la marihuana. El estudio, llevado a cabo por científicos de la Universidad de California, en San Diego, encontró que el mayor impacto sobre el dolor se logra con el uso moderado del cannabis. El uso en grandes cantidades, agregan, empeoró el dolor.

"Es un estudio muy interesante" dijo a BBC Ciencia la doctora Antonieta Rico, expresidenta de la Asociación Chilena para el Estudio del Dolor y Jefa de la Unidad de Dolor de la Fundación Arturo López Pérez, en Chile.

"Porque no ha habido muchos estudios que busquen cuál es la dosis efectiva de una droga que paralelamente tiene usos recreacionales".

"Y este hecho ha impedido tanto el acceso a los pacientes, como hacer más investigaciones", afirma la experta.

Dosis:

Los científicos estudiaron a 15 voluntarios sanos a quienes se indujo dolor con una inyección de capsaicina - el compuesto que hace picantes al chile/ají- bajo la piel. Posteriormente se les dio marihuana para fumar. Los investigadores determinaron la potencia de la dosis por medio del contenido de tetrahidrocannabinol, el principal compuesto activo de la droga. Algunos voluntarios recibieron solamente un placebo. Cinco minutos después de fumar la droga, ninguna de las dosis había tenido un efecto sobre el dolor. Pero 45 minutos más tarde, los que fumaron la dosis moderada informaron que su dolor había mejorado mucho. Los que consumieron las dosis más altas dijeron que el dolor había empeorado. Éstos, sin embargo, dijeron sentirse "más eufóricos" que los individuos que fumaron las dosis moderadas. Según los investigadores, estos resultados podrían tener repercusiones en la manera como se suministra el cannabis medicinalmente, ya sea en forma pura como en fármaco.


Conflictos :

"Hoy en día no hay dudas sobre el beneficio médico que tiene la marihuana y los derivados del cannabis", afirma la doctora Rico.

"Ya se ha comprobado la actuación sobre los receptores cannabinoides y sus beneficios para el dolor, las náuseas y el bienestar general", señala.

Pero agrega que la mayoría de los estudios que se han hecho han utilizado los compuestos activos del cannabis por vía oral. Los expertos afirman que hasta ahora no se ha planteado la posibilidad de usar cannabinoides fumados, porque los efectos secundarios de fumar sobrepasarían con creces el posible efecto beneficioso. Además, señalan que quizás no se traduzcan de la misma forma en pacientes con cáncer o esclerosis múltiple, para quienes la marihuana es una forma potencial de analgésico. La doctora Antonia Rico afirma "yo tengo experiencia clínica con pacientes con cáncer avanzado que han usado cannabis por vía inhalatoria y me han reportado beneficios".

"Pero que creo que el uso futuro del cannabis en pacientes va a tener que ser por otra vía, no la inhalatoria, porque será muy difícil graduar las dosis por esta vía".

"Y por los conflictos que existen por su uso recreacional", señala la experta.

No hay comentarios: